14 ene. 2013

La triste realidad de los bosques de Córdoba

El Puntal de Río Cuarto (14/01/2013)
En la provincia se desmontó más de una hectárea por hora durante 2012


Según un monitoreo de la ONG Guyra Paraguay, el año pasado se perdieron 7.800 hectáreas de bosques nativos en Córdoba, mientras que en 2011 sólo se deforestaron 40. La expansión de la agricultura y la falta de controles serían las causas
La provincia de Córdoba perdió más de una hectárea de bosque nativo por hora durante 2012. Así lo demuestra el monitoreo realizado por la Asociación Guyra Paraguay, el cual revela que entre marzo y noviembre del año pasado se desmontaron 7.800 hectáreas, mientras que en todo 2011 sólo se deforestaron 40.  Según indicaron desde el Foro Ambiental Córdoba, este alarmante aumento se debe principalmente a la expansión de la frontera agrícola y la falta de controles por parte del gobierno provincial.
Las cifras difundidas por la asociación paraguaya sólo contabilizan los desmontes ocurridos en departamentos del norte y oeste de Córdoba, por lo que al dato deben sumarse todos aquellos bosques que fueron talados en el resto del territorio provincial. De cualquier manera, considerando solamente esa región de nuestra provincia, se concluye que cada día se pierden más de 28 hectáreas de monte nativo.
El panorama se vuelve aún más preocupante si se considera que la mayoría de los sectores deforestados durante 2012 corresponden a las zonas definidas como de máxima protección por la actual Ley de Bosques de la provincia.
El biólogo Federico Kopta, presidente del Foro Ambiental Córdoba, indicó que este gran aumento de los desmontes se debe principalmente a que los avances tecnológicos sumados al incremento de las precipitaciones permitieron que la actividad agrícola se expandiera a zonas semiáridas, donde permanecen los últimas extensiones de bosques de la provincia. Además, alertó que esta realidad tiene consecuencias ambientales irreversibles, ya que provoca una desertificación del suelo y una grave pérdida de la biodiversidad.

Menos bosques
El relevamiento realizado por Guyra Paraguay muestra un incremento difícil de dimensionar en relación a los desmontes ocurridos en la provincia en el último año. Mientras que en 2011 sólo se detectó una deforestación de 40 hectáreas, ocurrida en diciembre de ese año en el departamento Sobremonte, en 2012 la cifra asciende a casi 8 mil hectáreas.
Los datos disponibles indican que junio fue el mes más crítico para los bosques nativos de Córdoba, ya que en ese período desaparecieron 3.302 hectáreas de monte, casi la mitad de la superficie desmontada durante el año. Julio, con 1228 hectáreas deforestadas, y septiembre, con 1428, también concentran parte importante de la tala realizada el año pasado. En noviembre, en tanto, se observa una disminución de la superficie afectada con 230 hectáreas desmontadas.
A su vez, Ischilín y Río Seco son los departamentos que perdieron la mayor cantidad de árboles durante 2012.
El relevamiento satelital realizado por la ONG registra todos los desmontes realizados mensualmente en el territorio del Gran Chaco Americano, el cual se distribuye entre los países de Argentina, Bolivia y Paraguay. En ese marco, la provincia de Córdoba fue el caso más destacado en los meses de junio, octubre y noviembre, debido especialmente a la presencia de desmontes en zona roja, categorizada como de “Protección Boscosa” según la Ley de Bosques vigente en la provincia.

Sin control
Kopta explicó que las regiones categorizadas como “zona roja” por la actual ley provincial son aquellas que requieren máxima protección, ya que corresponden a “lugares con mayor cantidad de formaciones vegetales nativas”. En estas zonas, la norma vigente -largamente cuestionada por diversos sectores- permite realizar desmontes en aquellos casos en los que exista infraestructura de riego, pero para ello se debe contar con la autorización de la Secretaría de Ambiente.
Ante ello, desde el Foro Ambiental Córdoba solicitaron información a la Provincia para conocer si los desmontes detectados por Guyra Paraguay habían sido autorizados y, de lo contrario, conocer qué sanciones se habían aplicado. “En los pedidos de información refenciamos cada uno de los campos donde se encuentran esas 8  mil hectáreas desmontadas y hemos recibo respuesta sólo por 29 hectáreas”, reclamó el biólogo.
Además, destacó que el aumento de la deforestación “ha sido casi simultáneo a la noticia de que había quedado desafectado el personal encargado de controlar”, haciendo referencia a los despidos de empleados claves de Ambiente efectuados a mediados de 2012.
Por otro lado, el presidente de la asociación cordobesa alertó las implicancias de que continúen desapareciendo los últimos reductos de bosques de la provincia.
“Las zonas en que se está desmontando, norte y oeste de la provincia, son zonas susceptibles a la desertificación que siempre han sido marginales a la actividad agrícola y ganadera y el hecho de eliminar su cubierta vegetal las hace especialmente sensibles a la pérdida de suelo fértil y a la incapacidad de sostener vegetación. Este es un proceso que se torna irreversible en cuanto a  sus consecuencias”, advirtió.

Ver Noticia On Line
 


Más Información:

Hoy Día (15/01/2013)
- En 2012 se perdieron 7.800 hectáreas de bosques nativos

.

0 comentarios:

Buscar este blog

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs