25 feb. 2018

Serpientes y arañas terminan en pueblos

El Puntal de Río Cuarto (25/02/2018)
Por la reducción de su hábitat, crecen las apariciones de serpientes y arañas en pueblos

El veterinario Pablo Bizzari, miembro de la Fundación Biored,  advirtió que el hombre está más cerca de los animales por el gran desarrollo inmobiliario. También dijo que ha crecido el mascotismo de especies exóticas
El hallazgo de animales silvestres como serpientes y arañas de gran tamaño se ha hecho cada vez más frecuente tanto en pueblos serranos como en ciudades. La reducción drástica del hábitat de las especies, los incendios, las inundaciones, el mascotismo y el cambio climático son los factores que influyen en el incremento de las apariciones.
Así lo indicó el médico veterinario Pablo Bizzari, miembro de la Fundación Biored y quien brinda charlas informativas sobre ofidios y especies venenosas en poblaciones de la zona de Calamuchita. “La gente ha empezado a ir donde están los animales. Se está construyendo cada vez más en las sierras y se está invadiendo más terreno que antes era salvaje. Mucha gente no sabe los animales que puede encontrarse, sólo busca tranquilidad y comienza a habitar esos lugares que antes eran vírgenes. Ahí es donde aparecen serpientes que siempre han estado y las personas se alarman”, dijo.
La semana pasada en Embalse se encontró una serpiente de gran tamaño en un domicilio y días antes  había aparecido una tarántula. Ambas especies causaron gran estupor entre los pobladores y los bomberos voluntarios intervinieron en el retiro de los animales. También hace unos días fue detectada una víbora de unos 3 metros la costanera de Río Cuarto y en Alpa Corral el mes pasado se halló una falsa yarará en cercanías del balneario.
En este sentido, Bizzari afirmó que este verano se han producido diversos incendios y crecidas en los ríos serranos, hechos que también provocan el encuentro de diversas especies silvestres en los poblados.
Insistió en que “cuando tenemos tiempo de sequía o mucha lluvia, estos factores hacen que en muchos casos las especies aumenten la reproducción, pasa por ejemplo con el alacrán”.

Mascotas exóticas
“Lamentablemente, cada vez son más comunes los gustos exóticos de las personas para tener una mascota”, precisó el especialista en ofidios, al tiempo que recordó el caso que se conoció el pasado 20 de febrero, cuando fueron detectadas más de 200 serpientes en un departamento de Once (Buenos Aires), listas para el comercio ilegal.
Asimismo, manifestó que “la semana pasada en Córdoba se encontró muerta una pitón albina de 3 metros. Seguramente alguien la tenía y se le escapó. Es cada vez más común esto”.
Sobre las tarántulas, explicó que es frecuente encontrarlas como mascotas. “Hasta en Mercado Libre las comercializan quienes dicen tener criadero”, relató.
Bizzari recalcó que “bajo ningún concepto es legal que este tipo de animales sean vendidas como mascotas. Mucha gente dice que tiene criaderos, pero esto no está legalizado por más que sea criadero. Por ejemplo, lo que son reptiles, acá en Córdoba sólo están permitidos dos: que son la iguana iguana -es la que está en Ecuador- y una tortuga de agua que se llama de “oreja roja”, todo lo demás es ilegal”.
El veterinario hizo hincapié en la gran problemática que genera en el ambiente el ingreso de este tipo de animales. “Causa un daño muy importante, no sólo para las personas sino para todo el ecosistema. Por ejemplo, está el caso de las ardillas en la región de La Cumbrecita. Muchos han tenido ardillas coloradas como mascotas y después se hacen plaga. Son especies exóticas que compiten con el lugar y les ganan territorio a nuestros animales autóctonos”, admitió.

Animales venenosos en Córdoba
En la provincia hay entre 32 y 36 especies de serpientes. “Van cambiando de género siempre y por eso se modifica generalmente el número”, aclaró Bizzari.
No obstante, detalló que “sólo cinco son venenosas, de importancia médica; es decir, que pueden producir cierto daño al humano”. 
Se trata de la yarará chica, la yarará grande, la yarará ñata (está sobre todo a partir de los 1.200 metros sobre el nivel del mar), la cascabel y la coral.
En cuanto a las arañas que están en nuestra región, se encuentran: la viuda negra, que se está en zonas rurales, y la araña del rincón o del violín, común en todas las viviendas. Sin embargo, en el caso de las tarántulas no se trata de animales venenosos, ya que su mecanismo de defensa sólo pude causar una muy leve urticaria.
Bizzari puntualizó que para evitar accidentes con estas especies “lo fundamental es la limpieza”. “En referencia a los ofidios, lo más importante es mantener el pasto corto, no tener acumulados troncos o escombros porque esto atrae a los roedores y si hay roedores las serpientes van ahí, es su fuente de alimentación”.

Ver Noticia On Line
.

0 comentarios:

Buscar este blog

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs