16 sep. 2016

Caroya y su basural

Diario El Despertador de Jesús María (16/09/2016)
"Si toda la ciudad reciclara, enterraríamos el 20 por ciento"

Héctor Bonetto analizó la situación del basural del Tronco Pozo tras el incendio de la semana anterior. Dijo que la presencia de familias buscando comida es normal. Pide que el municipio invierta en infraestructura.
Para Héctor Bonetto, el responsable de la firma familiar que trabaja en el basural de Tronco Pozo, “es normal” que haya incendios en el predio.
Hace un poco más de un año, se prendió fuego el galpón en el que trabaja. Las llamas no afectaron la infraestructura y pudo seguir reciclando en condiciones precarias, como lo hizo siempre.
El pasado jueves a la tarde, aparentemente dos personas prendieron fuego un colchón –según de- claraciones de autoridades- generando un incendio de grandes dimensiones que estuvo cerca de cruzar al predio del Refugio Canino.
El propio Intendente salió rápidamente a denunciar una intencionalidad en el origen del fuego y lo asoció a un hecho ocurrido la noche anterior en el camión municipal que recolectaba residuos en la Calle 3, cuando empezó a emanar humo del interior de la compactadora.
Brandán tildó ambos casos de “atentado” y contrató al Crio. Juan José Nievas para que haga el peritaje.
Al mismo tiempo, la titular de Hocicos de Caroya y responsable del refugio canino, denunció que en la semana previa los camiones descargaban la basura “donde podían” y que la misma mañana del incendio, las máquinas habían armado una montaña de bolsas que estaban desparramadas. Ese cúmulo fue el que terminó quemándose.

“Una vez al año, contentos”
El basural tiene, en promedio, un incendio cada 20 meses. Algunos fueron destructivos para campos vecinos; aunque la mayoría fue dentro del predio.
Casi siempre, la sospecha recae en la misma Municipalidad, aunque nunca se demostró ni se investigó quién fue responsable de la contaminación generada ante cada siniestro. 
“Si toda la ciudad reciclaría, solamente enterraríamos el 20 por ciento del total de residuos. En el basural logramos rescatar el 50 por ciento de lo que ingresa; tendríamos que tener cifras más elevadas, pero hace falta inversión”, dice Bonetto, que trabaja con sus empleados sin siquiera tener una cinta transportadora que facilite la separación.
Sobre el incendio y la presencia de cirujas, dijo: “Es un problema de todos los basurales en general. Hay gente que entra y busca algo para comer, para ponerse. Esto pasa en todos lados. Con que pase una vez al año, hay que estar contentos porque podría ser mucho más frecuente”.

Demanda millonaria
La Municipalidad enfrenta un juicio iniciado por 13 propietarios de campos ubicados entre Tronco Pozo y Estación General Paz que se quemaron el 11 de septiembre de 2011 tras un incendio que se originó en el basural de Tronco Pozo.
Según el detalle de los demandantes, hubo casi 500 hectáreas de rastrojo consumidas por las llamas, más de 20 mil metros de alambrados quemados, casi 200 cerdos de un criadero carbonizados y postes, acoplados y tranqueras destruídos. 
“El hecho provino de una inexcusable negligencia, imprudencia é impericia de la Municipalidad al permitir la realización de fuegos en el basural de su jurisdicción, que ha quedado demostrado por el testimonio unánime de los productores y vecinos del lugar”, mencio- na la notificación de la demanda, que es millonaria y que aún no está resuelta.
También en el año 2008 hubo un incendio que quemó la chacra vecina al basural.
En ese entonces, las autoridades se preocupaban por la reiteración de los siniestros ocurridos en el interior del vertedero y prometían soluciones.
Tras casi una década, la situación no cambió en el predio.

Reciclado mensual en el basural De Colonia Caroya
Vidrio: 10 mil kilos
Plástico: 6 mil kilos
Cartón: 16 mil kilos
Chatarra: 5 mil kilos

Ver Noticia On Line
.

0 comentarios:

Buscar este blog

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs