21 sep. 2016

Britch buscará modificar la ley de bosques

El Puntal de Río Cuarto (21/09/2016)
La Provincia reabre el debate para modificar la ley de bosques

Lo dijo el secretario de Ambiente, Javier Britch, quien señaló que buscan adecuarla a la normativa de presupuestos mínimos a nivel nacional. Lanzan pruebas piloto con ganadería en montes del noroeste
La Provincia reabre el debate para introducir modificaciones a la ley de bosques, aprobada en 2010 por la Legislatura. Así lo precisó ayer Javier Britch, secretario de Ambiente y Cambio Climático de la Provincia, que visitó la ciudad para una actividad institucional. “Con los diez parámetros que indica la legislación nacional, intentamos realizar una nueva coloración del mapa de bosques”, señaló el funcionario.
Esa instancia de discusión se lleva adelante en una mesa en la que, además de los sectores productivos, participan las universidades nacionales de Córdoba y de Río Cuarto, el Foro Ambiental, el movimiento campesino, la Secretaría de Agricultura y la de Medioambiente.
“Lo que tratamos de resolver en primer lugar es la problemática que existía con respecto a la parte normativa, discutiendo la ley nacional y poniendo en claro los criterios para las diferentes zonas del mapa de bosques. Con los diez parámetros que indica la legislación nacional, intentamos realizar una nueva coloración del mapa de bosques y compararla con el que hoy está vigente, contenido en la ley provincial 9.814”, apuntó el secretario de Ambiente.
En el mismo sentido, se mostró confiado en llegar a un consenso porque, a su juicio, será útil para la toma de decisiones del Gobierno y del sector productivo.

Acuerdo con la Nación
“Necesitamos tener en claro dónde se puede desarrollar la actividad agropecuaria y cómo se puede realizar”, detalló el funcionario.

-¿Ya se viene avanzando en este sentido?
-Nosotros hemos firmado recientemente con el Ministerio de Ambiente y el de Agroindustria de la Nación un acuerdo para el manejo de bosques con ganadería integrada (MBGI), para ver de qué manera podría llevarse adelante actividad ganadera bajo bosque. Ya se demostró que se puede hacer en otras provincias del país, y nosotros vamos a implementarlo en algunos sitios piloto para analizar cuáles son las variables cuantitativas y los indicadores de sustentabilidad. Si funciona, nos permitiría tener un desarrollo sostenible en el arco noroeste de la provincia.

-¿Se busca proteger más al bosque nativo?
-La defensa del bosque no es antagónica con la producción. El MBGI permite intervenir en ambientes fuertemente degradados y de difícil recuperación para recobrarlos. Nosotros somos los primeros interesados en la preservación del bosque nativo. Hay ciertas áreas que, de acuerdo a estudios, pueden llegar a recuperarse más rápidamente con la participación humana. En estos casos, podrían ser  útiles las intervenciones con producción que permita incorporar alguna pastura y la protección de algunos especímenes arbóreos.

-¿Se puede recuperar el bosque nativo?
-Para darnos una idea, el gobierno nacional nos ha preguntado por 5 hectáreas de bosques en zonas rojas que se perdieron. Córdoba es una de las provincias que mejor está administrando su bosque nativo en el país. Tenemos 1,9 millón de hectáreas pintadas de rojo, y 4 de amarillo. De estas últimas, sólo unas pocas fueron intervenidas sin permisos, lo mismo que 6 hectáreas marcadas como zonas rojas. Desde el año 2010 al 2015, hemos tenido buenos resultados. Eso no quiere decir que estemos en una situación óptima, sino que podemos seguir mejorando. Las acciones de la Secretaría de Ambiente y la Policía Ambiental está dando resultados.

“El campo tiene que sumar la variable ambiental”

-Desde varios sectores señalan que parte de los problemas de inundaciones se dieron por el avance de la soja en la provincia, ¿qué opinión tiene?
-Es una hipótesis razonable. Creo que el crecimiento de la frontera agrícola tuvo su efecto sobre las inundaciones. Nosotros hemos estado trabajando en un sistema de promoción de los contracultivos, para que puedan captar los excedentes hídricos. Creo que la producción agrícola y ganadera tiene que incorporar de una vez por todas la variable ambiental y climática. Los grandes cultivos intensivos, el desmonte y la pérdida de la cobertura vegetal traen problemas con las escorrentías en particular. Esto, agravado por el fenómeno de El Niño que tuvimos en los últimos años, que hizo que las napas freáticas subieran mucho y se reduzca la capacidad de absorción del suelo. Así se produjeron las inundaciones en el sudeste provincial.

Ver Noticia On Line
.

0 comentarios:

Buscar este blog

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs