30 mar. 2016

El Niño se debilita pero ...



La Voz del Interior (30/03/2016)
El Niño se debilita, pero el otoño puede traer más lluvias

Esta anomalía climática global ha bajado su intensidad, pero podría generar más precipitaciones que lo habitual para esta estación del año. Abril es un mes muy húmedo y con neblinas.
“Abril es un mes típicamente otoñal en Córdoba. Es el mes de las lloviznas y el de mayor porcentaje de humedad en todo el año”, asegura Marcelo Madelón, pronosticador en Córdoba del Servicio Meteorológico Nacional (SMN).
Para este meteorólogo, el tiempo en este abril no variará mucho respecto al de otros años. “Abril empezará con lluvias y bastante fresco, con mucha humedad”, dice
En tanto, el informe de tendencias climáticas del SMN indica cierta influencia de la corriente del Niño, fenómeno que se está debilitando pero que seguirá haciendo de las suyas hasta el invierno.
Según este documento, en abril y mayo habrá más chances de que las temperaturas sean inferiores a lo normal en toda la provincia, y más probabilidad de que las precipitaciones sean superiores a las normales en el centro, sur y este de Córdoba.
Por su parte, para los primeros días de abril, el informe agroclimático de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires estima mínimas de 10 a 15 grados para el norte cordobés, mientras que en el resto del territorio provincial se ubicarán por debajo de los 10 grados.
La temperatura media del mes es de 16,8 grados, con una máxima promedio de 25 y una mínima media de 12,3. “Si bien ya comienzan los primeros fríos y aumentan los ingresos de masa de aire de origen polar, aún no se registran heladas en este mes”, aclara Madelón.
El informe de la Bolsa de Cereales prevé entre 25 y 50 milímetros de precipitaciones para los próximo siete días.
Por su parte, el modelo que utiliza Sandra Barreira, meteoróloga del Servicio Hidrográfico de la Armada, indica que las temperaturas en abril serán levemente superiores a lo normal y que lloverá más, en especial en el centro y norte de la provincia. En mayo también habrá más precipitaciones, en especial desde el centro hacia el sudeste.
Para Barreira, la corriente del Niño ya no influirá. El tiempo estará condicionado por frentes de aire amazónico caliente y húmedo que cruzarán el país debido a una anomalía de presión localizada sobre la península antártica.

Nieblas y neblinas
Madelón explica que en abril hay mucha humedad. “Esto se debe a que la tierra acumuló agua a lo largo del verano, período lluvioso en nuestra provincia. Con un descenso de temperatura, la humedad aumenta notoriamente”, señala
Y explica que esto facilita la formación de neblinas, bancos de niebla y mucha nubosidad.
“No significa que las lluvias se incrementen, ya que al haber menos radiación solar, hay menos tormentas causadas por la convección que da el calentamiento. Las masas de aire tropical ingresan cada vez menos, y eso también influye en un descenso en la cantidad de tormentas”, aclara.
Históricamente, los días con precipitaciones en abril son siete, mientras que en mayo, apenas cuatro.

Ver Noticia On Line
.

0 comentarios:

Buscar este blog

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs