7 oct. 2016

Río Cuarto: más talleres sobre residuos

El Puntal de Río Cuarto (07/10/2016)
“La gente debería responsabilizarse más por los residuos que genera”

Alejandra Reich, coordinadora del programa de separación en origen de la UBA, disertó en Río Cuarto sobre los alcances de iniciativas que brindan herramientas a recuperadores urbanos para su desarrollo
La coordinadora del proyecto UBA Verde, de la Universidad de Buenos Aires, Alejandra Reich, disertó en Río Cuarto en una jornada dedicada a la gestión social de los residuos sólidos urbanos. Se trata de una iniciativa impulsada por la Asociación Civil Educación y Acción Ciudadana, que contó con esta experiencia de cuidado del medioambiente y contención social.
“Presentamos la experiencia del proyecto UBA Verde, que busca la separación de residuos de toda la institución”, indicó Reich en diálogo con PUNTAL, y explicó que la casa de altos estudios está “integrada por 360 mil personas, distribuida en 55 edificios, y se genera una inmensa cantidad de basura”. En este marco, destacó que Buenos Aires cuenta con un sistema de inclusión social desde el reciclado, a partir de la ley 992, “por lo que se formaliza el trabajo de las cooperativas”, sostuvo.
Reich señaló cómo fueron los primeros pasos de la iniciativa: “La UBA comenzó a trabajar con la separación en origen y buscó qué cooperativa se llevaría el material. Hubo interlocutores del Gobierno que hicieron del nexo algo mediado, con intereses proselitistas, y nos dificultó llegar a los cartoneros. Por esto, nos juntamos con el Movimiento de Trabajadores Excluidos y comenzamos a trabajar para la entrega del material de algunos de los edificios”.
En la complejidad de la UBA, con colegios secundarios, hospitales y edificios administrativos en su interior, desde el proyecto comenzaron a trabajar con la separación. “El vínculo que se generó con los cartoneros nos demostró que es una temática que no sólo involucra cuestiones ambientales, sino también sociales”, dijo Reich.

- Con la magnitud de la institución es necesario contemplar la cantidad de personas a las que se puede dar trabajo para el tratamiento de los residuos.
- No sólo esto, sino también el dinero que puede volver a las cooperativas. Hicimos un relevamiento empírico, porque no contábamos con recursos para realizar una cuantificación bien elaborada de la generación en la UBA. Por esto, se hizo una cuantificación de la cantidad de contenedores de basura y llegamos a la conclusión de que se general 160 mil kilos de residuos por semana. De estos, el 40%, alrededor de 74 mil kilos podrían volver a una cooperativa como materia para vender y así evitar que lleguen a un enterramiento.

- Se debe considerar que en instituciones educativas se trabaja mucho con papeles y cartón.
- Más si se contempla que en la Facultad de Arquitectura, por ejemplo, se generan 36 contenedores de mil litros por día, con 80% reciclable por todas las maquetas que ahí se realizan. Es difícil generar buenos hábitos, la imposición del “no” es constante, por tener que hacer más trabajo, por ejemplo.

Grandes logros
Reich indicó que el proyecto comenzó en la Facultad de Agronomía de la UBA, donde trabaja desde hace 12 años, con otras 4.500 personas. “Como los resultados fueron muy buenos, en un predio muy amplio que dificultó la recolección, se pensó en replicarlo en edificios como el de la Facultad de Exactas, y más tarde proponerlo como proyecto en el Consejo Superior de la UBA en 2013, así se aprobó el UBA Verde”, explicó la coordinadora.
Señaló, en tanto, que en estos tres años, de los 55 edificios de la institución, 11 separan en origen. “Es un programa que requiere mucho trabajo y no cuenta con presupuesto, se maneja con subsidios y líneas de financiamiento”, comentó Reich.

- ¿Cómo es el vínculo con los trabajadores?
- A partir del contacto no sólo les damos cartones y papel, sino también nos hemos hecho cargo de sus problemáticas. Se trata de un sector muy vulnerable, con falencias en educación y salud, ejes en los que la universidad puede dar contención. Por eso, se articuló desde la extensión universitaria, un pilar de la universidad pública, para dar conocimiento y apoyo. De este modo, trabajamos sobre líneas de producción derivadas de materiales reciclables, y acabamos de firmar un convenio para la creación de un polo de ecoproductos.

- ¿Qué limitaciones se encuentran en la concientización de la ciudadanía sobre la separación en origen?
- El problema es que la gente no tiene el concepto de hacerse responsable por la generación de la basura, como si fuera de los otros. Por esto, es responsabilidad de cada uno hacerse cargo de los residuos que se generan.
Reich precisó que en su visita a la ciudad también se buscó una vinculación con la Universidad Nacional para el trabajo con Ungais (Universidades Nacionales para la Gestión Ambiental y la Inclusión Social) “para comenzar a pensar en propuestas para la ley nacional de ambiente, y generar cambios desde políticas públicas”, puntualizó.

Ver Noticia On Line
.

0 comentarios:

Buscar este blog

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs