1 jun. 2016

Basura en sector de Río Cuarto que preocupa

El Puntal de Río Cuarto (01/06/2016)
Preocupa la situación de la basura en el Islas Malvinas

La ONG comenzó un acompañamiento a los vecinos del barrio para buscar mejoras a su calidad de vida. También observaron la necesidad de tomar medidas con el alumbrado público y en el control del tránsito
La ONG Techo, que trabaja en los asentamientos de Río Cuarto, llegó al Islas Malvinas con el objetivo de conocer cuáles son las problemáticas que se deben trabajar con más urgencia en el sector. Este barrio del oeste de la ciudad, ubicado a lo largo de la costa del río en su margen sur, se extiende por casi 3 kilómetros y la mayor complicación está vinculada a los microbasurales.
Luego de haber concluido el proyecto de construcción de los módulos habitacionales, la organización territorial se enfocó en otros programas como el de trabajo en cada sector humilde con el acompañamiento a vecinos en reclamos de servicios, por ejemplo.
Así fue como, con mucho trabajo, los voluntarios lograron conseguir el tendido de la luz eléctrica en el sector del Antártida Argentina, en proyecto que se articuló con la subsecretaría de Promoción Social del Municipio. Ahora, llegan al Islas Malvinas y se observa una preocupante situación.
En diálogo con PUNTAL, el responsable de la ONG en Río Cuarto, Francisco Ferrario, explicó cómo empezó el proceso de trabajo con el barrio. “Para ingresar en una comunidad primero nos juntamos con los vecinos; si bien hace un par de años ya habíamos tenido un acercamiento, ahora volvimos a tener contacto para poder iniciar el proceso”, aseguró el referente.

- ¿Por qué se decidió trabajar en el barrio Islas Malvinas?
- Elegimos este asentamiento porque vimos que tienen muchas necesidades que cubrir a nivel comunitario, es uno de los más postergados y por su ubicación geográfica distanciada del centro. Del mismo modo, contamos en el sector con gente interesada en mejorar su situación y esto nos permite priorizarlo por sobre otros asentamientos.

- ¿Cómo fue la jornada de trabajo que compartieron con los vecinos?
- Fuimos 20 voluntarios de Techo para conocer la realidad de cada familia a partir de una encuesta que elaboramos sobre la caracterización de hogares. Se buscó conocer su situación en relación a los ingresos, el carácter habitacional y la composición familiar. Del mismo modo, se les preguntaron aspectos positivos y negativos del barrio, saber sobre qué cuestiones están dispuestos a trabajar. A partir de esto, se realiza un informe del barrio que nos servirá para ver hacia dónde apuntaremos los programas de Techo en el sector, y cómo se armará la mesa de trabajo con los vecinos.

- ¿Qué problemáticas observaron en el barrio que deben abordarse con más urgencia?
- El problema de la basura es el que vimos como más preocupante. En primera instancia porque no cuentan con ninguna clase de recolección, no llega el servicio y esto genera un problema para las familias. Las soluciones a qué hacer con los residuos terminan siendo dos: tirar todo en la parte de atrás de sus casas, lo que les genera basurales a cielo abierto; o quemarlo, con todas las complicaciones que esto provoca.

- ¿Qué sucede con los terrenos que están ubicados detrás de las viviendas?
- Hemos relevado en el diagnóstico del sector tres microbasurales y de manera más aislada la situación de particulares y empresas que van al lugar y tiran sus desechos en la parte de atrás de las casas. Se ha dado por costumbre, pero también por una falta de controles. Todo genera malos olores, y también afecta a la salud. Claramente sería uno de los ejes a trabajar en el sector a partir del vínculo con los vecinos.

Tránsito peligroso

Ferrario indicó que “como pasando el barrio se ubican algunas areneras, el tránsito de camiones por la calle principal del barrio es muy peligroso, y los vecinos tienen que tener mucho cuidado con los chicos”. En este sentido, explicó que también genera preocupación la proximidad de las casas a la calle. En tanto, los vecinos plantearon como otra complicación el mal alumbrado público, que hace del lugar un sector muy inseguro en la oscuridad.

- ¿Qué manifestaron los vecinos en su charla durante los trabajos en conjunto?
- Además de estos puntos que más preocupación les generan, todos plantean sus deseos de mejorar su calidad de vida. En el barrio viven familias que desde hace muchos años se encuentran asentadas en el sector, se sienten identificados con el lugar y no desean moverse a otro punto. Hemos hablado con vecinos que tienen muchas ganas de trabajar en el barrio, pero que por falta de organización o espacios para llevar proyectos adelante, no pueden hacerlo.

Finalmente, Ferrario explicó que otra de las vecinas del Islas Malvinas le manifestó su preocupación por la discriminación que sufre la gente del lugar, por ejemplo cuando van a buscar trabajo. “Donde uno vive puede generar prejuicios en los empleadores y los vecinos del barrio lo sufren”, indicó el referente de Techo.

Ver Noticia On Line
.

0 comentarios:

Buscar este blog

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs