23 abr. 2016

Inundaciones: obras lentas e insuficientes

La Voz del Interior (23/04/2016)
Jesús María: advierten que son insuficientes las obras hídricas

Tres especialistas citados por la Justicia, en el marco de un amparo ambiental, reconocieron avances. Sin embargo, señalaron que es mucho lo que falta para evitar futuros daños.
En el marco del amparo ambiental que 70 vecinos de Jesús María presentaron en la Justicia, tres testigos clave citados por el juez Humberto Sánchez Gavier advirtieron que las obras hechas hasta ahora por la Provincia para reparar daños y prevenir futuras crecidas no son suficientes.
El recurso de amparo había sido presentado para que, por medio de la Justicia, se exijan a la Provincia las obras que eviten nuevas crecidas destructivas sobre Jesús María, tras las ocurridas en febrero y en marzo de 2015.
En su momento, la Justicia exigió al Gobierno provincial la presentación de un plan de obras y de un informe trimestral sobre su avance.
La Provincia prometió tres ejes: obras de defensa en la zona urbana de Jesús María, micro­embalses rurales de retención en la cuenca media y diques secos o reservorios de mayor volumen sobre los ríos de la cuenca alta (en la zona de Ascochinga).
Aunque los técnicos especialistas valoraron lo realizado hasta ahora, pusieron el acento sobre lo que resta por hacer y sobre el riesgo potencial que significaría no avanzar más.
Su estimación fue que las obras ya hechas representan un 25 por ciento de lo que se necesita para resguardar a Jesús María y a sus habitantes.
La arquitecta Marcela Roig opinó incluso que hay un barrio –La Costanera– que debería ser reubicado, porque está en zona inundable y ninguna protección será suficiente ante una crecida de gran magnitud.
También señaló que hay barrios que se edificaron sobre una falla geológica activa, como La Cotita y Agua Mansa. En su opinión, hace falta una obra de largo plazo como la canalización de todo el ejido.
Para el geólogo Osvaldo Barbeito, los riesgos están vigentes. El profesional aportó un mapa realizado por investigadores de la UNC que marca las zonas de la ciudad con mayor y menor peligro ante crecidas. Para Barbeito, el cinco por ciento de la ciudad está en alto riesgo.
Finalmente, el especialista en conservación de suelos David Torre consideró que, en la cuenca media del río Jesús María, la Provincia debería regular qué tipo de cultivos y con qué rotación se siembra, porque esa cuestión, más la deforestación ya sufrida, no ayudan a retener el agua en los suelos de pie de sierra.
Sugirió, en ese marco, exigir terrazas y curvas de nivel en los suelos de campos, además de reforestar esa región en la que nacen los ríos que forman la cuenca. Torre precisó que 18 microembalses ejecutados en la cuenca media representan una mejora, pero son aún la cuarta parte de los que harían falta.

Hecho y por hacer
Gaviones. Jesús María ejecutó cuatro mil metros lineales de protecciones de piedra sobre la ribera del río.
Cuenca media. Se ejecutaron 18 microembalses en campos, para retener más agua en áreas rurales, pero harían falta unos 50 más para controlar crecidas.
Anuncio. La Provincia prometió un dique seco sobre el río Carape (en Ascochinga), con una inversión de 140 millones de pesos. También anunció otros tres similares en la misma región.
Costoso. El municipio estimó los daños de 2015 en 106 millones de pesos. Se invirtieron 36 millones y se esperan 21 millones más para este año.

Ver Noticia On Line

Más Información:

La Voz del Interior (23/04/2016)
Río Ceballos: tras 14 meses, siguen sin lotes

El Diario de Villa María (23/04/2016)
Prometen trabajos en conjunto
.

0 comentarios:

Buscar este blog

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs